OFERTAS DE EMPLEO PÚBLICO DE LA AEAT EN LOS PRÓXIMOS AÑOS

RESUMEN DE DATOS

  • En 2019 la plantilla de la AEAT era de 25.400 empleados y se quiere llegar a las cifras de 2008, que eran de 29.000.
  • Para lograr ese incremento neto hay que cubrir también miles de jubilaciones que se van a producir en los próximos años. La edad media de la plantilla supera los 52 años.
  • Si se quiere llegar a la plantilla media de países similares de la UE habría que llegar a 40.000 empleados.

En cualquiera de los escenarios, la AEAT tiene que ofertar como mínimo 10.000 plazas en los próximos años.

 

NOTICIAS SOBRE EL TEMA

La plantilla de la Agencia Tributaria debería crecer más de un 20% para igualar a países similares de la UE. 

A pesar de este desfase, la AEAT, que en la actualidad cuenta con 25.400 empleados, se plantea como objetivo crecer entre un 6 y un 10% en los próximos años

Marina Estévez Torreblanca

05/02/2020 – 21:11h

La plantilla de la Agencia Tributaria cuenta en la actualidad con 25.400 efectivos, 2.000 menos que a finales de 2008, según datos del organismo. Con estas cifras, para igualar la media de la Unión Europea este conjunto de trabajadores debería crecer un 57%, a tenor de los datos que la AEAT recoge en el plan estratégico 2020-2023, recientemente publicado.

El organismo explica no obstante que esta es una cifra que “no es realista trasladar” al caso español debido a varios factores. El análisis de la AEAT indica que en esta gran diferencia influye muy directamente el hecho de que los países pequeños no puedan aplicar economías de escala en la misma medida que los grandes. Esto significa que creada la organización básica de Hacienda y si actúa sobre una estructura económica y social similar, el aumento del número de contribuyentes no tiene por qué exigir un aumento proporcional de funcionarios de Hacienda, ya que es posible aprovechar la organización básica y reducir el coste de cada unidad producida (ratio funcionario/contribuyente) a medida que aumenta el volumen de producción (número de contribuyentes a atender).

Por otra parte, el sistema de provisión de puestos de trabajo español, que atiende a los principios de mérito y capacidad, impide grandes incrementos de plantilla en el corto o medio plazo, añade el informe.

Más comparable resultaría la media de los cinco grandes países de la UE (Alemania, Reino Unido, Francia, Italia y España), de los que nos separa individualmente un porcentaje del 21%. De hecho, dado que en el cálculo se incluye a la propia España, que probablemente baja la media, el crecimiento debería ser aún mayor para alcanzar a los países similares.

Para eliminar estos diferenciales con grandes países (incluida España en el cálculo), la plantilla de la Agencia Tributaria tendría que incrementarse un 21% respecto de la existente en 2017, fecha a la que se refieren los datos comparables de la OCDE, y el número de empleados debería pasar de 25.152 a 30.434. Si se intentase igualar la media de la UE, habría que elevar un 57% el dato de partida llegando a 39.489 empleados.

Los objetivos planteados por la AEAT son más modestos, y cuenta con avanzar “de manera decidida y en la media en que lo permitan las circunstancias” para recuperar una plantilla de dimensiones más próximas a las que han sido habituales durante toda su historia, en la que casi siempre ha contado con más de 27.000 empleados alcanzando máximos en el entorno de los 28.000 (esto es, entre un 6 y un 10% más que ahora).

En su informe, la AEAT recuerda la elevada edad media de la plantilla (52,16 años en 2018) y el previsible escenario de jubilaciones en los próximos años “que van a alcanzar los niveles más altos de la historia”, así como las dificultades para la incorporación de nuevos efectivos de determinados colectivos después de años con ofertas de empleo públicas reducidas.

Oposiciones pero también otros sistemas

Como ya ha señalado en otras ocasiones, la Agencia Tributaria quiere avanzar hacia un equilibrio entre el sistema actual de oposiciones como vía de entrada y la captación de profesionales por otras vías, por ejemplo expertos informáticos y tecnológicos, aunque creen que los exámenes tradicionales deben seguir siendo “el sistema objetivo y primario de acceso” a los cuerpos adscritos.

“Se requiere una reflexión sobre la configuración actual de los procesos selectivos con el fin de hacerlos más atractivos, en particular analizando sus desventajas en términos de duración e incertidumbre de éxito y promoviendo fórmulas para ayudar al acceso a la función pública desde posiciones económicas o sociales menos favorecidas para conseguir una estructura futura de personal alineada con sus necesidades”, afirman.

 

 

PUBLICO.ES 20/11/2019. Marina Estévez Torreblanca

La plantilla de la Agencia Tributaria vuelve a caer en 2018 y su media de edad ya supera los 52 años

La memoria 2018 de la AEAT refleja una caída del 11% del personal en una década hasta los 24.849 trabajadores

La Comisión Europea alertó de dificultades futuras al ser España el país con el menor número de agentes tributarios por ciudadano de los Estados miembros de la UE

La AEAT se plantea equilibrar el actual sistema de oposiciones con la captación de profesionales por otras vías

La Memoria 2018 de la Agencia Tributaria refleja una tendencia que se ha mantenido prácticamente constante la última década: la caída de personal y el envejecimiento de la plantilla del organismo encargado de la recaudación y control del principal medio de ingresos para financiar los servicios públicos, es decir, los impuestos. Así, el año pasado había 24.849 trabajadores (entre inspectores, técnicos, agentes tributarios y aduaneros y administrativos, sobre todo) con una media de edad de 52,16 años. Respecto a 2008, la plantilla ha caído un 11%. Sobre el año anterior, la bajada ha sido de 0,5%.

La plantilla de la AEAT, cada vez más envejecida

En cuanto a la media de edad, ésta ha aumentado cinco años en los últimos diez años. Si se toma la memoria del primer año disponible, 1996, en el capítulo de recursos humanos figuran 27.513 trabajadores (3.000 más que ahora) y una media de edad de 39 años. La Agencia Tributaria se creó en enero de 1992.

En un informe sobre España publicado el pasado mes de marzo, la Comisión Europea afirmaba que el “alto grado” de envejecimiento del personal al servicio de la administración tributaria “constituye motivo de inquietud”. Recordaba al respecto que los datos de la OCDE muestran que menos del 20% de los empleados eran menores de 45 años en 2015. Ese mismo año España se situó como el país con el menor número de agentes tributarios por ciudadano de los Estados miembros de la UE que son miembros de la OCDE. “Esto apunta a posibles dificultades futuras en el ámbito de los recursos humanos”, advertían. Si la tendencia de la última década continúa, en diez o quince años una gran parte del personal estará jubilado.

………………./……………….

Fuentes del organismo señalan a eldiario.es que su objetivo es alcanzar en los próximos años un crecimiento de efectivos que vaya aproximando la dotación a la existente en 2008, cuando se alcanzó el pico de personal. Es decir, tendría que crecer un 11% respecto al último año analizado en la memoria de la AEAT.

Explican que la caída de personal se debe a la aprobación de ofertas de empleo público más reducidas por efecto de las restricciones presupuestarias motivadas por la recesión de hace una década y por el incremento de las jubilaciones.

……………..

El plan de la Agencia Tributaria

En este contexto, y con el problema de la edad cada vez más acuciante, el plan que maneja la Agencia Tributaria es continuar con la evolución positiva de las ofertas de empleo público para procurar un volumen de nuevos ingresos que no solo compense la pérdida por jubilaciones, sino que permita ir remontando hasta llegar al objetivo señalado de volver a los niveles de 2008.

Como líneas estratégicas de actuación, explican, se plantean acciones para la captación de opositores en las universidades, entrando así en competencia directa con otras empresas en la búsqueda de empleados entre los estudiantes universitarios de últimos cursos. También pretenden avanzar hacia procesos selectivos dirigidos a alcanzar un equilibrio entre el sistema actual de oposiciones y las necesidades actuales de personas con capacitaciones profesionales diversas. En este caso podrían referirse a la captación de expertos informáticos y tecnológicos, entre otros.

Además, a la vista de los problemas de incorporación de cuerpos superiores descritos anteriormente, contemplan como estrategia la ampliación de la oferta en aquellos procesos que tienen mayor demanda social y que permiten posteriormente el crecimiento por promoción interna a otros colectivos de superior categoría.

………………..

La Agencia Tributaria alerta de que sufrirá mil bajas en 2019 y carece de “cantera  opositora” MADRID, 30 Enero 2019. (EUROPA PRESS)

Así, ha comentado que pese a que se busque la entrada de unas 1.400 personas en la Agencia, en  términos netos este incremento se quedaría en 400 nuevos trabajadores.El director de la Agencia Tributaria (AEAT), Jesús Gascón, ha reconocido que se ha encontrado “problemas” a la hora de aumentar la plantilla de la institución que dirige por las bajas previstas, que este año se cifran alrededor del millar de efectivos, y la desaparición de una “cantera opositora”.

Del millar de bajas que, según sus estimaciones, se producirá a lo largo de este año, 900 se producirán por jubilaciones, y otras cien por salidas a otras empresas o secciones de la Administración, o fallecimientos.

Por ello, ha pedido pensar en una “estrategia a medio plazo” con el fin de alcanzar los 28.000 efectivos con los que contaba antes de la crisis o incluso “ir más allá” con el fin de “converger con los países más avanzados de la Unión Europea”.

“Para ello, necesitamos que las ofertas públicas de empleo sigan dando una atención  preferente a las necesidades de la AEAT y que vuelva a haber cantera de opositores”, ha aseverado, señalando que, al haberse convocado menos oposiciones en los últimos años, “esa cantera de opositores ha desaparecido”.

“Estamos teniendo problemas. Nos encontramos con que algunas determinadas plazas queden sin cubrir porque no conseguimos un número suficiente de gente que supera los procesos de selección”, ha dicho, comprometiendo que tratarán de “ir intentando año a año remontando”, para lo cual ha reclamado una “estrategia compartida por todos los grupos políticos”. “Necesitamos apoyo social para remontar esas cifras”, ha subrayado.

 

 

Share This